Retiro Espiritual de Intermedios

“La raíz de nuestra espiritualidad y quien perfila nuestra santidad, en definitiva, es Cristo”.
Esta fue una de las tantas ideas gratificantes que se destacaron en el Retiro Espiritual de los Intermedios del Presbiterio Centro, cita que se realizó en la Cuarta Iglesia de Santiago entre el 19 y 21 de julio pasado.
Uno de los requisitos, por las características que tienen en sí los retiros, era motivar la participación de los intermedios explicándoles, no obstante,  que el Retiro sería un encuentro para reflexionar y desafiarse a sí mismos a buscar a Cristo por medio de la oración y estudio de la Palabra.
Lo que pudo sonar imperativo en un primer momento, terminó siendo, Dios mediante, de gran bendición, pues los intermedios demostraron compromiso, proactividad y alegría, lo que se reflejó en su participación a las actividades agendadas. A saber:  talleres de dones al servicio de su iglesia local, talleres de conversación, grupos de oración, devocionales por iglesia.

Los temas que se expusieron estuvieron relacionados con la consagración, la oración, la comunión y la evangelización, instancias en la que los intermedios comprendieron que una vida rica en espiritualidad y de mayor conocimiento en Cristo, da frutos.

En la jornada se realizaron talleres en las que se capacitó a los participantes en las áreas de “Comunicación y Liturgia”, “Alabanza” y “Diseño”, en el entendido que estos son dones que los intermedios deben comenzar a poner a disposición en sus iglesias.

El cierre del Retiro 

 

La actividad concluyó el domingo 21 con un Culto familiar, a la que asistieron los padres de los intermedios,
La particularidad de este Culto es que fueron los mismos intermedios -apoyados por el equipo de directores presbiteriales y los encargados de talleres de dones- los que prepararon la liturgia, dirigieron el devocional y participaron en la alabanza.
En la ocasión, el Moderador del Presbiterio Centro, Presbítero Fernando Valenzuela, aprovechó la oportunidad de saludar a los intermedios, al equipo de liderazgo y a los hermanos de la Cuarta Iglesia de Santiago.
La Palabra, en tanto,  fue exhortada por el Reverendo Vladimir Pacheco, Pastor Asesor del Departamento Presbiterial de Intermedios, llamando a los presentes a dejar entrar a Cristo en sus familias y que Él sea la prioridad familiar.

Damos gracias a Dios por cómo Él se reveló en la vida de nuestros amados Intermedios,
Alabado sea Dios.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *