MINISTERIO CARCELARIO

El Ministerio Carcelario aun no es una instancia oficial de la IPCH, pero es digno de dar a conocer como un ministerio llevado adelante por seminaristas y hermanos de nuestra iglesia.

¿Sabes de qué se trata? Hace dos años que se está trabajando en este programa, donde varias personas anotan sus nombres en una lista que entra a Gendarmería, quienes son la instancia última de autorización para entrar a las cárceles a hacer este tipo de trabajo. En agosto se comunicó la aprobación de 4 nombres, entre los cuales está Luis Alfredo Orellana Gonzalez (10ª Iglesia), Felipe Villarroel (4ª Iglesia) y Jano Molina(Iglesia UNO), este último nos cuenta su experiencia.

“El objetivo principal es poder predicar el evangelio de la Gracia de Jesucristo en los recintos penitenciarios de Chile, de la mano de la enseñanza de la doctrina reformada calvinista, labores de reinserción social de los reos que han reconocido a Cristo como Señor y Salvador, y brindar apoyo y respaldo espiritual a las familias en la libertad. A su vez, creemos que esta instancia contribuye al fortalecimiento del servicio al prójimo en nuestras iglesias locales”.

“En estos casi 4 meses, Dios nos ha permitido:
– Mantener de forma ininterrumpida la predicación expositiva de la Palabra en los cultos del módulo 3 de Colina 2.
– Contribuir con el equipamiento del templo del módulo 3 (se donó un equipo de amplificación portátil, cables para guitarra, afinador digital).
– Montar una biblioteca (ya tiene tres Biblias de estudio, un diccionario bíblico, 13 títulos [por ahora de editorial Portavoz y Felire]).
– Recolectar ternos (la tradición evangélica penitenciaria es de uso de terno todos los días. Por ello, realizamos una campaña que nos permitió reunir al menos 30 ternos, muchas camisas, corbatas, cinturones, etcétera).
– Gestionar la donación de 2.000 ladrillos para la construcción en material sólido del templo del módulo 3.
– Gestionar recursos para el financiamiento de la techumbre de el futuro templo.
– Acompañar espiritualmente a los hermanos que están en proceso de libertad, ya que es un momento de mucha tensión emocional.
– Acompañar espiritualmente a las familias de al menos 3 de los 8 hermanos del módulo 3, visitando a sus esposas, madres, hermanos, en compañía de nuestras esposas (Felipe y yo).
Animar y asesorar a uno de los internos en la preparación para la rendición de la PSU (tramitación de certificados y recolección de material educativo)”.

¿TE GUSTARIA PARTICIPAR? Puedes comunicarte con los hermanos mencionados o internamente con nosotros. Debes entregar tu nombre y RUT para conformar la lista que se va a Gendarmería.
Para poder participar durante el 2018, las personas deben inscribirse antes del 29/11. Estas personas deben ser varones (se trabaja por ahora solamente en una cárcel de varones), mayores de 18 años, sin antecedentes pendientes con la justicia.
Internamente hay un requisito: disponibilidad de tiempo, entre 09.00 y 12.00, los lunes, miércoles o viernes; se requiere cubrir estos horarios, por lo que la frecuencia de visita de cada participante dependerá de la cantidad de personas inscritas y aceptadas por Gendarmería.

Ayúdanos a compartir, difundir y a orar por esta misión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *